AMANTES DEL CAMPO

martes, 1 de marzo de 2011

COMPOST

La palabra compost es de origen anglosajón y viene a referirse a la fermentación y descomposición de la materia orgánica.

Un buen compost debe de estar formado proporcionalmente por materia verde (que aporta nitrógeno), residuos secos (que aportan carbono) y estiércol, cenizas, desperdicios de cocina, periódicos, etc., que aportan el resto de nutrientes.

El montón de compost se debe preparar en un lugar a la sombra (o en compostadoras que existen para tal fin) y mezclarla y airearla un par de veces por semana. Hemos de procurar mantener la humedad del montón, que ha de permanecer tapado el resto del tiempo.


Para obtener un compost poco descompuesto o fresco ha de estar fermentando pocas semanas, más o menos 3 meses. Cuanto más tiempo dure la fermentación más descompuesta estará nuestra mezcla.

Hoy he cortado con la desbrozadora la hierba fresca que hay en el camino hacia la hoya. La he amontonado con el rastrillo, la he tapado para que no pierda mucha humedad. Mañana la mezclaré con hojas secas, paja, cenizas y estiércol para hacer una buena pila de compost. Cuando corto la hierba de los bancales la suelo dejar sobre el suelo, para que sus nutrientes se queden en él. El resto de la hierba si la usaré para el compost.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada