AMANTES DEL CAMPO

jueves, 10 de marzo de 2011

SIGUEN LAS LLUVIAS

En la madrugada del miércoles al jueves y durante toda la mañana del jueves estuvo lloviendo de forma suave por nuestra comarca. Hemos recogido en nuestro pluviómetro 17 l/m2

Hoy, a media mañana, he ido al cortijo, sobre todo, por darle una vuelta a los animales, ya que con la tierra mojada no se pueden hacer muchas labores en el campo.

Sobre la 1 de la tarde ha empezado a llover débilmente. Los metereólogos pronostican lluvias hasta el fin de semana, e incluso que se van a extender hasta la primera parte de la semana que viene. ¡Pues que llueva!, que a mi no me molesta, y, ya sabéis, si no se puede hacer hoy una cosa, se hace mañana. No nos debemos de preocupar, tenemos que adaptarnos al ritmo que nos impone la Naturaleza.

Así que, con la tierra chorreando, y sin muchas cosas que hacer, he ido a ver las patatas, ya que sigo preocupado por su evolución. El ciclo vital de las patatas, en nuestra zona, suele ser de tres meses, desde que se siembran hasta que las recogemos. En la última fase de este proceso, con dos meses y medio de vida, la planta suele comenzar a marchitarse, hasta que, cuando termina su ciclo, las matas se secan totalmente, se quitan y después se arrancan las patatas. Si las patatas se han sembrado tarde y se vienen para abril o mayo, no hay que esperar a que se sequen la matas completamente, ya que, con el calor les puede afectar la polilla al fruto.

Pero, paradójicamente, nuestra patatas llevan ya tres meses en la tierra y todavía las matas siguen verdes. No están muy exuberantes ni la tierra se ve muy rajada (indicativo de que la patata va engordando en la tierra), así que ya veremos a ver lo que sacamos. Por lo pronto las dejaré en la tierra mientras sigan sus matas verdes.

Por cierto, a nuestro amigo vigilante, le gusta el mango en el que estaba el otro día.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada