AMANTES DEL CAMPO

miércoles, 26 de enero de 2011

ECHAR ESTIÉRCOL

La gallinácea, que así se llama el estiércol procedente de la gallina, es muy rica en Nitrógeno, diez veces más que el de caballo, con lo que las aportaciones que hagamos en nuestra huerta han de ser moderadas. Si echas mucho estiércol de gallina corres el riesgo que las plantas se quemen con la fuerza del Nitrato.

Con el que he cogido esta mañana lo he esparcido al principio del segundo bancal, donde saqué las patatas. Tengo intención de sembrar ahí pimientos, calabacines y tomates extratempranos, esta zona es muy soleada y aunque llevamos unos días que han bajado bastante las temperaturas (en El Puntal y en Granada nevó el domingo), pronto cambiará el tiempo y se podrá sembrar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada